NOTICIAS


23/12/2021

EEUU y la OPEP, enfrentados por el petróleo.


A la subida de las materias primas sólo le faltaba un actor inesperado: Joe Biden. El presidente de EEUU culpa a la OPEP+ de los incrementos del precio del petróleo y de momento la solución de liberar reservas estratégicas, en coordinación con Reino Unido, China, Japón, Corea del Sur e India, no ha servido de mucho. Europa, por su parte, sufre los incrementos del crudo y espera un invierno frío.




El martes, EEUU anunció que había llegado a un acuerdo con algunos países consumidores de crudo, entre ellos China, India, Corea del Sur y Japón, para liberar parte de sus reservas estratégicas para intentar de este modo aumentar la oferta de crudo en el mercado y bajar el precio de esta materia prima. EEUU hizo la mayor liberación de reservas de petróleo de su historia con 50 millones de barriles, Reino Unido 1,5 millones y entre China, Japón, Corea e India liberaron 20 millones de barriles. Sin embargo, los valores del sector del gas y petróleo se vieron beneficiados por el drástico giro al alza que dio el precio del crudo a media sesión.

“El consumo diario de petróleo es de 102 millones de barriles de crudo, por lo que toda esta liberación de reservas supone tan sólo en el mejor de los casos el 70-80% del consumo mundial de petróleo en un día. Esta sería una de las explicaciones por las que sube el precio del barril de crudo a pesar de la utilización de reservas. Algunos comentan que se esperaba una liberación de reservas mayor”, explica Pablo García, director de la firma de análisis Divacons Alphavalue.

A nivel técnico, el barril de Brent, de referencia en Europa, alcanzó máximos siete años de 85,82 dólares el 20 de octubre y el West Texas Intermediate de EEUU llegó a los 83,87 dólares aunque desde ese momento consolida posiciones pese a la batalla que juegan la OPEP+ y Estados Unidos. El barril de Brent cotiza por encima de los 82 dólares y el West Texas por encima de los 78 dólares.

Sin embargo, esta traslación desde los mercados de futuros a la economía real llega con algo más de retraso. La gasolina y el diésel marcaron máximos anuales la semana pasada,acercándose a sus máximos históricos. El precio medio del litro de gasolina se situó en los 1,513 euros, su mayor nivel desde septiembre de 2012 donde alcanzó los 1,522 y el precio medio del litro de gasóleo registró su mayor nivel desde finales de octubre de 2012 hasta situarse en 1,385 euros, según datos del Boletín Petrolero de la Unión Europea. Con estos repuntes el precio de llenar el depósito con gasolina es de un 32,5% más caro que en el mismo período del año anterior y en el caso del diésel se sitúa en el 36,6%.

El precio de los carburantes ha frenado su escalada esta semana y, aunque de forma moderada, ha bajado por primera vez desde septiembre, tras encadenar once subidas consecutivas y acercarse a sus máximos históricos. El precio medio de la gasolina se ha mantenido prácticamente estable a pesar de haber descendido esta semana hasta los 1,512 euros el litro (-0,06%), por lo que se mantiene cerca del máximo histórico de 1,522 euros que tocó este combustible en septiembre de 2012. Por su parte, el precio medio del litro de gasóleo se ha situado esta semana en los 1,38 euros, lo que supone un descenso del 0,36% respecto a su marca anterior.


Fuente: EI